jueves, 27 de diciembre de 2012

 HONDURAS Y EL FIN DE LA DEMOCRACIA

Dominicales  26 junio, 2011
Por: Rolando Zelaya y Ferrera.
 

Un campesino va con tres burros y se encuentra a otro campesino llamado Juan. Juan le dice al que lleva los tres burros: “Oye, tu tienes tres burros y yo ninguno, eso es una injusticia social intolerable en el socialismo, debes darme uno o te denunciaré al Partido como antisocial”. El campesino de los tres burros, resignado ante la amenaza, le da a Juan un burro y sigue su camino. Al rato recuerda que Juan tiene tres vacas y él ninguna. Vuelve atrás y al encontrar a Juan le dice: “Juan, yo te he dado un burro de los tres que tenía, dame tu una de tus tres vacas dado que yo no tengo vacas”. Juan se ríe y le contesta: “¡¡¡Ni hablar, el socialismo es válido solo para los burros!!!”.

DEMOCRACIAS DISFUNCIONALES.- Por todo el planeta, revoluciones se están dando como manifestaciones populares en contra de gobiernos establecidos. ¿La razón? La gente se hartó de las democracias disfuncionales que sólo brindan oportunidades a los que ejercen el poder y los que tienen capital. LA DEMOCRACIA HA MUERTO POR CULPA DE LA MEDIOCRACIA. Al norte de Egipto se cansaron también de dictaduras no democráticas que no resolvieron nada; en Europa las marchas de los indignados protestando contra el Estado NINI (ni educación ni trabajo) muestran que aún en los viejos países más desarrollados, la democracia no tiene credibilidad alguna. América Latina intenta vengarse de su oligarquía de Criollos y advenedizos con un socialismo que no es otra cosa que el volver a las dictaduras personalistas del siglo XIX. Y esto no es algo nuevo. Platón escribió sobre este problema entre el 370 y 395 antes de Cristo. ¿Qué nos dice?

El siglo XIX heredó al siglo XX un estado tardío fundado más de 50 años después de la independencia. El caudillismo fue sustituido por el presidencialismo y el proceso de construcción del ciudadano que Honduras necesitaba se detuvo al mismo tiempo que la Reforma Liberal y su construcción del Estado.

5 FASES POR LAS QUE ATRAVIESA TODA SOCIEDAD.- Platón en su diálogo La República relata las 5 fases por las que, según él, atraviesan todas las sociedades. Este análisis se basa por una parte, en el análisis de la interrelación dialéctica entre la distribución de la economía y el poder en una sociedad, y, por otra parte, la consecuente repercusión sicológica de dicha distribución en esa sociedad. La periodización de la historia en La República en cinco formas de gobierno, no es una mera abstracción lógica o teórica, como sostienen algunos, sino que pretende ser una descripción de los procesos históricos que realmente se dieron en la antigua Grecia. Karl Popper, en su libro La sociedad abierta y sus enemigos, nos dice que el énfasis que Platón pone en la base económica de la vida política” fue una “teoría revivida por Marx bajo el nombre de “materialismo histórico”. Así, Platón nos relata que el paradisíaco Estado Comunista primitivo  se desintegra y empieza, la desunión en la sociedad y “la lucha de clases” fomentada por los intereses particulares sobre todo de carácter económico, los cuales representaban “la principal fuerza de la dinámica social”[1]. Así surge el primer tipo de gobierno decadente: la timocracia. La timocracia es el gobierno impuesto por los nobles, que se mantienen en el poder en base a su posición nobiliaria, pero que cada vez van perdiendo más su poder económico. Simultáneamente surge un nuevo grupo de poder que ha ido aumentando su poder económico y que desprecia a los nobles timócratas que sólo gobiernan debido a su abolengo, pero que se han vuelto decadentes y carecen de poder económico real. Así finalmente la oligarquía económicamente poderosa se impone por la fuerza y derrota a los nobles timócratas reemplazándolos por aquellos que tienen el poder económico. De allí en adelante el derecho a la ciudadanía y a ocupar cargos públicos se basará exclusivamente en el poder económico. Este sistema, rápidamente generará contradicciones y gran descontento social, ya que nos dice Platón (556d) “el pobre se dará cuenta que esos decadentes (los ricos y poderosos) deben su riqueza a la cobardía de los pobres” por lo cual pronto se originará una guerra civil, por la cual se impondrá la democracia.

¡DE LA DEMOCRACIA A LA TIRANÍA! Y acá llegamos al tema de actualidad: También esta democracia es criticada por Platón, porque la igualdad ante todos por la ley viene acompañada por una libertad individual que debilita al Estado ya que cada uno podrá servir o negarse a servir a los intereses de las mayorías según más le plazca, lo cual llevará al caos. La democracia que Platón critica es la democracia Ateniense, que “a través de la navegación y el comercio se convirtió en el imperialismo comercial ateniense, tal como se desarrolló en el siglo V”[2] antes de nuestra era, pretendiendo someter económicamente a través del comercio a todas los Estados cercanos con economías básicamente autárquicas, principalmente  a los Estados espartanos. Ante el caos que surge del individualismo exacerbado, el panorama se vuelve propicio para la imposición de una tiranía. Platón hace referencia (577a) a su experiencia personal con el tirano Dionisio, para aclarar que tampoco en esta descripción se trata de meras especulaciones, sino del análisis de eventos reales. La tiranía resulta de un líder popular que aprovechando las contradicciones entre pobres y ricos dentro del Estado democrático (565d) agita contra los ricos logrando el apoyo popular. Sin embargo después de repartir las tierras entre el pueblo y sobre todo, dando preferencia a sus allegados, ya no se lo necesita, por lo cual el tirano provoca constantes guerras exteriores que justifiquen su estadía en el poder, por lo cual finalmente terminará haciéndose del odio del pueblo.

Manuel Bonilla introdujo en 1904 una de las constituciones mas amañadas a beneficio de los grupos de poder. 

DEMOCRACIA ¿SENO DE CORRUPCIÓN Y DESCONFIANZA?.- A pesar de todos los defectos que pueda tener la democracia Platón la reconoce como la más hermosa de las 4 constituciones políticas (timocracia, oligarquía y tiranía) (557c) Sin embargo, la democracia surge siempre, según Platón de la oligarquía en la que el afán por la ganancia ha relegado la educación y la valoración por la cultura a un último plano, por parte de los grupos dominantes y ha sumido en la ignorancia a las grandes mayorías, es decir, a los pobres. Esta democracia es gobernada por un grupo de administradores zánganos que viven del segundo grupo importante, que son los ricos que no fueron eliminados por la revuelta social que instauró la democracia. Finalmente, está el pueblo, esto es, los trabajadores manuales a los administradores pretenden controlar repartiéndoles algo de la miel que les han quitado a los ricos. Sin embargo la mayor tajada será para los administradores y sólo un pequeño resto de la miel robada será para el pueblo. Esto llevará a inculpaciones mutuas de corrupción entre los ricos y los administradores para defenderse frente a acusaciones del pueblo, que llevarán a la desconfianza que prepararán el terreno para que un líder charlatán aglutine a las masas detrás suyo y se inicie la tiranía.- La democracia,  pues, sin la eliminación de la propiedad privada o la distribución equitativa de la riqueza, cosa que va acompañada con una educación igual para todos los ciudadanos, a pesar de ser mejor que las otras alternativas, es criticada por Platón, porque conduce casi inevitablemente a la tiranía. Sin embargo Platón, no creía en el determinismo social. Pensaba que era posible instaurar una sociedad diferente, sin diferencias económicas y sin propiedad privada que la ocasione. En esta sociedad, propuesta en su República se privilegiaría el  beneficio de todos ante el antojo individual, estando regido por criterios racionales, es decir, en términos modernos, por criterios científicos.

¿CUÁL ES EL PROBLEMA DE LA DEMOCRACIA?
Que parte de una división oligárquica del poder económico, es un problema vigente y actual en Honduras y en el mundo. Platón no hizo más que analizar por qué inevitablemente tarde o temprano este tipo de democracia terminará cayendo en una tiranía, a menos que se cambien esencialmente las estructuras económicas de la sociedad basada en el aumento de la riqueza individual y se cambie el rumbo patético al que nos conduce la inercia política. En América Latina y en el caso específico de Honduras, no se trata de copiar modelos europeos: ni democracias ni socialismos; se trata de encontrar un sistema creado por nosotros para nosotros; un sistema que termine de una vez por todas con la mala distribución de la riqueza, el consumismo y la extranjerización, heredadas de las colonias españolas y que aún continúa vigente porque seguimos siendo colonias manejadas por extraños a estas tierras.

[1] Popper, K.R, The Open Society and its Enemies. Vol I. The Spell of Plato.London: Routledge & Kegan Paul Ltd., 1993,  p.3
[2] ibid. p.17


BREVE PRONUNCIAMIENTO
Por: Esther Alexandra Garwer
 

¿A QUE NOS CONDUCE LA EVOLUCIÓN DE LOS REGÍMENES POLÍTICOS? A la instauración de una degradación que inicia con la Timocracia, gobierno de unos hombres fuertes, ambiciosos, hábiles y de talento práctico, pero teóricamente, poco reflexivos, prácticamente débiles, donde su principal móvil es la búsqueda de honores y la ambición. La Timocracia degenera en: La oligarquía cuando el rico gobierna y el pobre no participa en el gobierno. Gobiernan unos pocos adinerados, postergando a los más pobres. Por consiguiente, al convertirse la riqueza en el único título, el desorden se introduce en todas las clases. Todo se halla revuelto. Y cuando la presión de los descontentos se hace demasiado fuerte se instala: La Democracia, que vanamente intenta eliminar a los ricos. Gobierno de la masa que, según Platón, es aparentemente un estado ideal, en el que todos son iguales, pero realmente en él se da una consideración de los vicios como virtudes, pues el libertinaje se considera libertad y la insolencia grandeza. Es éste régimen deplorable, la inclinación desenfrenada por la libertad conduce a eliminar del poder, como peligrosos a los especialistas, a autorizar todo género de existencias (por eso la democracia es una feria de constituciones, un bazar de regímenes) y a despreciar por último las leyes escritas y no escritas; de manera que se produce una reacción radical en forma de: Tiranía. Es la extrema degeneración de las formas de gobierno. Es, la consecuencia de la democracia, puesto que en un estado de libertinaje el pueblo necesita un caudillo para dirimir sus disensiones y encumbra a uno al que hace omnipotente. “De la extrema libertad sale la mayor y más ruda esclavitud” (Rep. 564). Éste tirano, como nada se levanta en su camino para detenerle, se convierte en esclavo de la locura, dirigiéndose su reino hacia la catástrofe. La génesis de la tiranía se produce cuando el que tiene la fuerza y la confianza del pueblo lo endereza todo hacia su propio interés, se vuelve odioso a los ciudadanos y, por tanto, se hunde cada vez más en la tiranía.

Ramón Villeda Morales intentó “humanizar” el Estado y darle el puesto que merecía en la naciente Honduras democrática.

¡ALERTA! Si lo leído anterior, te parece muy cercano a la realidad vivida actualmente en Honduras, permíteme ilustrarte con lo que se encuentra consignado en el Articulo 1.- de nuestra Constitución: “Honduras es un Estado de derecho, soberano, constituido como república libre, democrática e independiente para asegurar a sus habitantes el goce de la justicia, la libertad, la cultura y el bienestar económico y social”. No obstante, es obvio y evidente el no cumplimiento del mismo, sobre todo en los últimos períodos presidenciales quienes han permanecido esclavos de los intereses económicos y comerciales de poderosas naciones que, en son de apoyo disfrazado en el otorgamiento de préstamos millonarios ya han condenado a varias generaciones futuras a la esclavitud de la inmisericorde deuda externa, herencia que, nuestros simpáticos, populares pero poco inteligentes políticos de turno pasan inadvertido, ya que con ello, de forma egoísta engrosan y aseguran sus bienes económicos y materiales a sus hijos para mantenerse dentro del cerrado e impenetrable círculo de poder, que además heredan para mantenerse incólumes ante sus propias transgresiones, robos y evasiones fiscales descaradas al erario público, que desde el poder alcanzado, les permite negociar, anular e inclusive condonarse a sí mismos sus propias deudas y delitos.

HONDUREÑO(A) con valores y principios firmes, que anhelas honrar la memoria de tus padres, mismos que desde el anonimato, te heredaron el mejor legado, asume hoy tu responsabilidad frente a ésta alarmante crisis política y social que enfrentamos, sobre todo en lo que respecta nuestro sistema democrático, en donde los políticos inescrupulosos juegan y ponen en riesgo la seguridad de sus habitantes, el goce de la justicia, igualdad, libertad, cultura y el bienestar económico y social por el que han jurado servir como funcionarios públicos ante nuestra constitución, misma que, ha sido objeto de burlas, manoseos, violaciones y cambios que repercuten en JAMÁS FAVORECER AL PUEBLO SINO A SUS PROPIOS INTERESES. HIJOS E HIJAS DE HONDURAS: no te limites a ser espectador de la destrucción y decadencia de un país sin un futuro para tus hijos y generaciones venideras, no permitas que te usen, no te vendas por migajas (económicas o materiales) que caen de sus mesas, no escuches las falsas promesas de líderes que no han vacilado en mostrarse descaradamente como cobardes al no tener ni la moral ni la hombría para enfrentar sus propias inculpaciones ante la justicia.

Marcha de los indignados en Valladolid, España. Al igual en Honduras se protesta ante democracias inoperantes que no dan respuestas a los problemas de educación, salud, trabajo y bienestar social, pero si al enriquecimiento ilícito, la corrupción y la impunidad.

El tiempo de seguir negociando nuestra libertad, nuestra seguridad, y bienestar se acabó. Es tiempo de exigir, de imponernos ante éste grupo de empleados y servidores al más alto nivel puestos por nosotros mismos para ADMINISTRAR NUESTROS BIENES Y NO PARA SERVIRSE DE ELLOS; éste grupo junto es sólo una ridícula minoría, y jamás serán más que todo el pueblo unido. Es ahora, cuando debemos mostrarle al mundo que nuestros valores, principios, cultura, y territorio no son negociables ni están en venta. Somos hombres y mujeres libres capaces de defender unidos nuestra soberanía, no somos objetos, esclavos ni mercancía, replanteémonos la forma en que estamos escogiendo y siguiendo a nuestros seudos líderes que lo único que han demostrado es su incapacidad de sacar al país adelante, como una nación próspera, culta y digna de ser considerada con respeto. HAN PASADO 29 AÑOS DE HABER RETORNADO A LA DEMOCRACIA…AHORA RESPÓNDETE A TI MISMO, ¿ES VISIBLE, TANGIBLE, SATISFACTORIO Y REAL EL BENEFICIO QUE HAZ RECIBIDO A LO LARGO DE ESTOS AÑOS? Piensa…analiza y saca tus propias conclusiones.

RECUERDA: Los que antes nos gobernaron siguen hoy figurando en toda la actividad política y perteneciendo a la alta clase social que les permitió y perdonó que hundan a nuestra población en la miseria, rematada salud, pobre educación, desempleo y nada de bienestar…algunos dejaron éste mundo pero nos dejaron sus delfines poco menos inteligentes que los primeros. No se trata de continuar una tradición política o ideológica, se trata que, dejemos de ser un pueblo alcahuete, piensa con humanidad, responsabilidad social y en beneficio de la colectividad.

CONCLUSIÓN: Busquemos la conformación de una sociedad más equilibrada, justa, con conciencia colectiva; no permitamos que nuestra democracia continúe siendo ingobernable. Su desorden conduce a la tiranía y fomenta la inmoralidad de cada uno. El mantenimiento de las instituciones y el orden establecido constituye pues, el objetivo de los gobernantes y, por tanto, el límite de su gobierno. El gobernante ha de vigilar que nuestro país se mantenga dentro de márgenes alcanzables de bienestar sin dejar que se apoderen de ella ni la riqueza ni la pobreza, que son los dos grandes enemigos de la justicia y la unidad del Estado.

Bibliografía
Zavala Carmen, ¿Por qué Platón criticaba la democracia?, Café Filosófico Nº 96 , Perú;  versión electrónica en la página web: http://www.zavala.de/carmen/PlatonCriticaDemocracia.htm
Giménez, Felipe, “Lecciones sobre Platón”, Profesor de filosofía de IES, versión electrónica en la página web: http://www.filosofia.net/materiales/tem/platon.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada